logotipo la noticia en movimiento_trans

Urge vigilancia de la Guardia Nacional en refugios para migrantes en Tamaulipas

Agencias.-Activistas de la frontera donde la población migrante ha causado un impacto severo, solicitan ayuda del gobierno federal y la Guardia Nacional para que se brinden vigilancia en los albergues donde se refugian los extranjeros, a raíz de incidentes y problemas sanitarios.

Fortino López Balcázar, presidente de la Asociación Internacional de los Derechos Humanos (AIDH) para la Defensa, Difusión, Promoción y Observancia, A.C, y el dirigente de los refugios Senda de Vida I y II , solicitaron a la corporación federal una vigilancia permanente.

De acuerdo con lo detallado en el documento son más de dos mil migrantes que permanecen en ambos refugios y más de ocho mil que viven en la periferia, incluyendo aquellas personas que viven en casas de cartón, nailon, en el patio de un centro de salud y la Casa del Indigente.

Hace aproximadamente cinco años han estado arribando a esta ciudad de Reynosa, cientos de personas migrantes de diversas nacionalidades, entre ellas, Guatemala, Honduras, El Salvador, Perú, Venezuela, Haití, Rusia, Cuba, entre otras, actualmente hay aproximadamente ocho mil inmigrantes.

De 8 mil a 250 personas reciben los albergues

De las más de ocho mil personas que se encuentran esperando respuesta de su petición para asilo político, solamente se han admitido a unas dos mil 500 personas , debido a que la capacidad de cada albergue es para 200 asistes, actualmente cada estancia está sobrepoblada.

Los migrantes que se encuentran afuera de Senda de Vida I y II, viven en condiciones vulnerables y no es lugar seguro ya que los robos, extorciones y secuestros están a la orden del día, entre otras condiciones de inseguridad que por lo regular no denuncian por temor a ser deportados.

Urge seguridad al exterior de los albergues en Tampico

Debido a la inseguridad que existe en los alrededores del refugio migratorio, Fortino López, recalcó que se requiere que esos lugares sean vigilados las 24 horas y por ser una zona federal, le compete a la Guardia Nacional brindar la máxima seguridad en esas zonas.

“Existe el problema de conductas ilícitas o faltas administrativas que se cometen dentro del albergue y cuando s ha llamado a la Guardia Nacional, a la Policía Estatal y al Ejército Mexicano.

La primera ni siquiera contesta el teléfono y si lo hacer no acude al llamado, y la única autoridad que se ha preocupado y ha acudido al llamado es la Policía Estatal”, menciona el comunicado.

Por los incidentes ocurridos ya en los refugios, como altercados con arma blanca, impedir salidas del autobús, problemas de basura y sanitarios, piden el apoyo de las autoridades federales principalmente a elementos de la Guardia Nacional para dar vigilancia en los albergues

clima