logotipo la noticia en movimiento_trans

Sí hay viviendas, pero inhabitables

Agencias.-A pesar de que existen más de 19 mil 40 viviendas en abandono en Nuevo Laredo -según el último censo de Infonavit-, no se pueden habitar y se agudiza la crisis inmobiliaria, pues 8 mil podrían estar en condiciones estructurales, pero no legales, para ser puestas a la venta e incluso éstas deben pasar por un largo proceso antes de ser ofertadas.

Cada mes, al menos 80 familias se acercan a la la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI) sección Nuevo Laredo, con un capital para comprar o rentar una vivienda; sin embargo, pocos logran su objetivo ante la baja disponibilidad de casas.

“Hay más de 8 mil casas abandonadas, el detalle de este tema es que hay que comprarlas, recuperarlas y venderlas, pero la situación es que están en todo el casco urbano de la ciudad, es decir, no tengo 40 casas en una manzana, sino cuatro en una colonia y dos en otra, entonces es un tema no tan sencillo que estamos trabajando en conjunto con el Infonavit”, expresó Ernesto Alfaro Solís, presidente de Ampinld.

Destacó que el problema de vivienda abandonada, difícilmente se podrá solucionar pues el recuperar, restaurar y vender una casa es costoso.

Es complicado invertir, sobre todo en fraccionamientos que están alejados de la ciudad, para poder restaurar, acondicionar y venderlas.

Alfaro Solis dijo que actualmente no existen suficientes desarrolladoras habitacionales, que por un lado podrían mitigar la demanda, pero la contaminación seguirá.

En la ciudad, existen colonias con secciones que no lograron construirse en su totalidad, debido a la vulnerabilidad de la ubicación, ya que las áreas donde se edificaban son propensas a inundación, un ejemplo de ello es Los Toboganes o sectores como El Campanario y Santa Cecilia, que están alejadas de la zona conurbada y con ello sus habitantes, distantes o limitados a servicios de primera necesidad como la salud o espacios de esparcimiento, además de existir una deficiencia en el transporte público.

clima